Conjuro para ganar en las apuestas con San Expedito

Conjuro poderoso para ganar en las apuestas con San Expedito.

La energía esotérica universal canalizada a través de la magia blanca es una gran herramienta de ayuda para poder acabar con esas rachas económicas tan negativas que a veces asolan una casa. Gracias a la magia blanca y a la ayuda de los seres de luz como los ángeles y los santos podemos hacer que nuestras preocupaciones y miserias económicas se acaben, invocando a la suerte universal para ganar grandes cantidades de dinero.

Vamos a realizar un potente conjuro invocando a la divinidad de San Expedito para que nos ayude a lograr el bienestar y la abundancia económica ayudándonos a ganar en las apuestas y loterías.

Para el conjuro necesitaremos los siguientes materiales:

  • Una vela roja.
  • Un cuenco de Madera.
  • Papel blanco.
  • 1 Rotulador Rojo.
  • Una estampa de San Expedito
  • Una tela de color blanco.
  • Un rosario de madera.
  • 1 Mantel de color blanco.
Conjuro para ganar en las apuestas

Conjuro para ganar en las apuestas con san Expedito

Cómo realizar el conjuro correctamente:

Muy importante será que durante las 24 horas antes y las 24 horas después de la apuesta, la persona que realice el conjuro de invocación no podrá beber alcohol, fumar o mantener relaciones sexuales como ofrenda y penitencia para que el conjuro se cumpla rápida y poderosamente. Quien algo quiere algo le cuesta.

Una vez aclarado este punto que es muy importante para que el conjuro funcione, podemos ir a realizar nuestra apuesta de lotería, de números… de lo que queramos… y guardaremos el boleto de la puesta. Lo ideal es ir a hacer la apuesta a primera hora de la mañana para rápidamente podamos realizar el conjuro para que esté funcionando durante todo lo que resta de día y toda la noche

Una vez tengamos el boleto de la apusta pasaremos a preparar nuestro altar de invocación.

Debemos buscar una mesa o una tabla la cual cubriremos con un mantel de color blanco.

En el centro colocaremos el cuenco de madera y dentro del cuenco el boleto de la apuesta.
A continuación en un papel en blanco y con un rotulador de color rojo escribiremos lo siguiente:

“Gloriso San Expedito que estás al lado del Señor, Tú que recibiste el Don Celestial de auxiliar a los necesitados, Te suplico reza e intercede por mí, para que pueda estar libre de las penas económicas que me afligen,
Por Jesucristo señor, Amén, Así sea y Así será”;

Doblamos el papel en 3 partes iguales y lo colocamos en el cuenco encima del boleto de nuestra apuesta.

A continuación colocaremos la estampa de San Expédito encima del papel donde escribimos nuestra petición y súplica a San Expedito.

Una vez hayamos colocado la estampa de San Expédito cubriremos el cuenco de madera con una tela de color blanco. Encima de la tela colocaremos un rosario de madera.

Encendemos el velón de color rojo con una cerilla de madera y a continuación nos arrodillamos delante de nuestro altar y rezaremos un Padre Nuestro.

Lo dejaremos todo tal como está durante todo lo que queda de día y toda la noche para que el conjuro y la invocación a San expedito se consagren.

No debemos tocar nada hasta que no acabe la apuesta. Cuando sepamos el resultado(nos haya tocado o no), nos pondremos el Rosario atado a la mano izquierda, con la mano derecha cogemos la estampa de San Expedito, nos colocamos de rodillas en nuestro altar, rezaremos un Padre Nuestro y damos las gracias.

Puede ser que la primera vez no se nos conceda la gracia de la suerte y del dinero pero este procedimiento realizado día a día acabará dando sus resultados y un día se acabarán los problemas económicos porque Dios Nuestro Señor a través de San expedito nos concederá su gracia.

Con fe, creencia y paciencia ,más tarde o más temprano acabarán para siempre los problemas de dinero.

Articulos Relacionados